¿Quién o qué respalda la maltratada moneda estadounidense?

Por

La economía norteamericana y con ella su moneda se encuentran en serios problemas por cuenta de la crisis que ellos mismos crearon, así que quien tiene inversiones en dólares americanos posiblemente se esté preguntando quién o qué respalda la hoy maltrecha divisa gringa en la que ha puesto toda su fortuna.

En otros tiempos cuando se utilizaba el patrón oro para respaldar el dinero, no había ningún problema, el dólar estaba respaldado por el “indepreciable” oro, pero el oro hoy ya no respalda la moneda norteamericana y a casi ninguna del mundo.

¿Entonces qué o quién respalda el billete verde?

Bueno, eso es muy sencillo saberlo. Basta con buscar una pequeña frase impresa en cada billete verde que dice: “In God We Trust” que traducido al español dice más o menos “En Dios confiamos”.

Sí, parece que la poderosa moneda gringa está respaldada por la confianza en Dios, pues no han nada más que la respalde, y máxime cuando la reserva federal se le ha ocurrido la brillante idea de imprimir más dinero, sí así de la manera más fácil, como soplar y hacer botellas así quien no…

Claro, esto no es más que un dato curioso, una forma jocosa de observar una situación, pero no deja de ser cierto que el verdadero respaldo del dólar es la confianza del mundo entero en él, en la economía estadounidense, de modo que cuando su economía colapse, pues colapsará su moneda porque nadie más confiará en ella, nadie invertirá en dólares, lo hará mejor en euros o en el refugio de siempre [oro], o en cualquier otra divisa más fuerte en su momento.

Pueda ser  que Dios no abandone a los estados unidos como los estados unidos lo han abandonado a él, porque  entonces ya no habrá quien respalde su billete verde y en consecuencia ya no valdrá nada esa codiciada y hoy maltrecha moneda.

Contenido relacionado:
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.