Retención en la fuente en la donación de activos fijos

Por la forma en que está redactada la norma que regula la retención en la fuente en la enajenación de activos fijos  surge la inquietud de si existe o no obligación de aplicar algún tipo de retención en la donación de activos fijos.

La donación implica la transferencia del dominio, por tanto constituye un acto de enajenación, enajenación que por las características de la donación se hace a título gratuito, lo que en cierta forma puede dar pie a que se interprete que no se ha de aplicar retención en la fuente al menos por el concepto de enajenación de activos fijos.

Dice el artículo 398 del estatuto tributario con respecto a la retención en la fuente por enajenación de activos fijos:

Los ingresos que obtengan las personas naturales por concepto de la enajenación de activos fijos, estarán sometidos a una retención en la fuente equivalente al uno por ciento (1%) del valor de la enajenación.

(…)

Tratándose de una donación, por ser esta a título gratuito no hay ingresos de por medio,  y siendo los ingresos la base para la aplicación de la retención por enajenación de activos fijos, no habrá base para la aplicación de la retención en comento, por tanto no hay lugar a ello.

Sin embargo hay que hacer claridad en el sentido de que la retención en la fuente por enajenación de activos fijos se aplica a quien vende el activo fijo, y en el caso de la donación, como ya se expuso, no hay lugar a su aplicación.

No obstante, aun falta analizar si el donatario o beneficiario de la donación es sujeto pasivo de la retención en la fuete, que no será por concepto de enajenación de activos fijos, puesto que estamos frente a un ingreso tributario producto de la donación, de modo que no le es aplicable el artículo 398 del estatuto tributario.

Dice el artículo 302 del estatuto tributario que las donaciones que reciba un contribuyente constituyen ganancia ocacional, y considerando la definición que del ingreso hace el artículo 26 del estatuto tributario, se ha de concluir que la donación implica un ingreso tributario para quien la recibe debiendo entonces practicar retención en la fuente si es que hay base para ello y si el donante es agente de retención.

Como a los ingresos por donaciones recibidas no les aplicable ningún concepto de retención específico, ha de manifestarse que se le aplicará el concepto de otros ingresos tributarios implicando esto que la tarifa de retención es del 3.5% y la base será la que se determine conforme el criterio establecido por el artículo 303 del estatuto tributario.

En resumen se tiene:

Donante: No se le aplica retención por concepto enajenación de activos fijos

Donatario: Se le aplica retención por concepto de otros ingresos

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.