Tratamiento del saldo a favor en el Iva producto de un proyecto de corrección

Por   18/11/2017

Cuando se incurren en inconsistencias en una declaración de Iva que perjudican al contribuyente, éste puede proceder a corregir la respectiva declaración.

En este caso, la equivocación es en contra del contribuyente, razón por la cual  la corrección implica que el valor a pagar por impuesto se disminuya o el saldo a favor se incremente.

En los casos en que las correcciones signifiquen un menor saldo a pagar por impuesto o un mayor saldo a favor, ya no deben hacer presentando un proyecto de corrección debido a las modificaciones que introdujera la ley 1819 de 2016 al artículo 589 del estatuto tributario.

Al corregir la declaración, puede que resulte un menor impuesto a pagar o un saldo a favor, o si ya había saldo a favor, este se puede incrementar.

¿Pero que pasa si la corrección de la declaración de Iva significa que resulte un saldo a favor del contribuyente?

Los saldos a favor de los contribuyentes pueden ser imputados en la declaración del siguiente periodo, ser compensados con deudas que se tengan con la Dian, o solicitar su devolución.

Veamos que sucede en cada caso cuando producto de la corrección de una declaración resulta un saldo a favor.

Imputación del saldo a favor

El saldo a favor se puede imputar en la declaración de Iva del periodo siguiente, algo que seguramente no es la mejor solución  si ya se ha presentado la declaración de siguiente periodo, pues en tal caso  se debe corregir la declaración de ese periodo siguiente, lo que a su vez implica corregir también la siguiente declaración y así sucesivamente.

Devolución del saldo a favor

Otra opción que tiene el contribuyente es no imputar el saldo a favor, sino solicitarlo en devolución.

En teste caso se debe tener en cuenta lo establecido en el artículo 850 del estatuto tributario, el cual contempla que tratándose de saldos a favor generados en las declaraciones de Iva, sólo es procedente su devolución si ese saldo a favor corresponde a responsables de los bienes y servicios que se exporten, a los productores de bienes exentos y por aquellos que hayan sido objeto de retención en la fuente por Iva.

Si el saldo a favor no cumple con los requisitos del artículo 850 no se puede solicitar su devolución.

Esto quiere decir que si por ejemplo el saldo a favor es producto de un exceso de impuestos descontables, la devolución no es procedente.

Un saldo a favor se puede presentar por las siguientes situaciones:

  1. Es productor exento y por tanto tiene derecho a descontar el Iva pagado en el proceso productivo.
  2. Es exportador y las exportaciones al tener la calidad de exentas, se puede también descontar el Iva pagado en el proceso productivo. En estos dos casos no se genera Iva pero si se descuenta, lo que genera el saldo a favor.
  3. Ha sido sometido a retención en la fuente por Iva
  4. Ha pagado mas Iva del que ha generado (Exceso de Iva desentables sobre el generado)

En los primeros tres casos se puede solicitar la devolución del Iva (Art. 850, E.T.). En el cuarto caso no, y la única posibilidad es imputarlo en el periodo siguiente.

Compensación del saldo a favor

Otra alternativa es que el contribuyente solicite la compensación de ese saldo a favor con deudas que tenga con la administración de impuestos.

Pero igual que en la devolución, el artículo 815 del estatuto tributario establece que tratándose del impuesto a las ventas, la compensación de saldos a favor originados en la declaración del impuesto sobre las ventas, solo podrá ser solicitada por aquellos responsables de los bienes y servicios que se exporten, por los productores de bienes exentos y por aquellos que hayan sido objeto de retención en la fuente por Iva.

Ene este caso, por ejemplo, si el saldo a favor resultó de un exceso de impuestos descontables, el contribuyente no puede compensar su saldo a favor con deudas que tenga con la administración de impuestos. Es la misma situación que en la devolución del saldo a favor.

Esta conclusión es preocupante toda vez que si el contribuyente no es exportador, ni es productor de bienes exentos, ni ha sido sometido a retención a la fuente, y su saldo a favor ha sido generado por un exceso de impuestos descontables, en una situación como la planteada en la consulta, tendría dificultades para recuperar este saldo a favor puesto que no podría solicitar la devolución ni la compensación, y la única alternativa sería imputarlo a los periodos siguientes debiendo hacer las correcciones que fueren necesarias.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.