Renta líquida gravable

Hemos recibido varias inquietudes respecto a qué se entiende por renta líquida gravable y cómo se determina.

La renta líquida gravable hace referencia a la renta final que determina el contribuyente sobre la cual ha de pagar el impuesto de renta. Es la renta sobre la cual se tributa.

El estatuto, en dos artículos habla claramente sobre lo que es la renta líquida [que es un poco diferente de la renta líquida gravable], y sobre cómo se calcula:

Articulo 26. Los ingresos son base de la renta liquida. La renta líquida gravable se determina así: de la suma de todos los ingresos ordinarios y extraordinarios realizados en el año o período gravable, que sean susceptibles de producir un incremento neto del patrimonio en el momento de su percepción, y que no hayan sido expresamente exceptuados, se restan las devoluciones, rebajas y descuentos, con lo cual se obtienen los ingresos netos. De los ingresos netos se restan, cuando sea el caso, los costos realizados imputables a tales ingresos, con lo cual se obtiene la renta bruta. De la renta bruta se restan las deducciones realizadas, con lo cual se obtiene la renta líquida. Salvo las excepciones legales, la renta líquida es renta gravable y a ella se aplican las tarifas señaladas en la ley.

Articulo 178. Determinación de la renta liquida. La renta líquida está constituida por la renta bruta menos las deducciones que tengan relación de causalidad con las actividades productoras de renta.

La renta líquida es renta gravable y a ella se aplican las tarifas respectivas, salvo cuando existan rentas exentas, en cuyo caso se restan para determinar la renta gravable.

De la lectura del segundo párrafo del artículo 178 del estatuto tributario, se advierte que la renta líquida gravable es posterior a la renta líquida de que hablan los dos artículos transcritos.

Una vez se determina la renta líquida, se compara con la renta presuntiva, y la que resulte superior será disminuida por la rente exenta  y aumentada por las demás rentas gravables, y el resultado será la renta líquida gravable.

Recordemos que el contribuyente debe determinar tanto la renta líquida como la renta presuntiva, y tributará sobre la que sea mayor.

Una vez determinada cual de las dos es mayor, se restan las rentas exentas y se suman algunas rentas gravables determinadas de forma independiente, y el resultado final sobre el que se ha de tributar.

El formulario para la declaración de renta tiene una estructura que permite identificar claramente cada una de las rentas y permite comprender mejor el procedimiento.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.