Valor probatorio de los extractos y certificaciones bancarias

Ahora que se están presentando las declaraciones tributarias de las personas naturales, surge la inquietud sobre la forma de soportar pasivos adquiridos con los bancos.

Los bancos como no están obligados a facturar según lo expone el artículo 616-2 del estatuto tributario, lo único que expiden a un contribuyente es un extracto o un certificado.

Para quien lleva contabilidad en debida forma, los extractos bancarios son soportes contables válidos según lo ha conceptuado el Consejo técnico de la contaduría en concepto 037 de 2002, luego, serán suficientes para soportar los pasivos e intereses, toda vez que la contabilidad llevada en debida forma es prueba válida a la luz del artículo 772 del estatuto tributario.

El problema surge para quienes no están obligados a llevar contabilidad como los asalariados, puesto que según el artículo 770 del estatuto tributario, quien no esté obligado a llevar contabilidad tendrá que soportar los pasivos mediante documentos de fecha cierta, característica que parece no tener los extractos bancarios, toda vez que en su elaboración no interviene notarios ni otra autoridad administrativa, por tanto no dejan de ser documentos privados sin fecha cierta.

No obstante, si bien los extractos bancarios  y demás certificaciones expedidas por las entidades financieras son un documento privado, por expresa disposición legal se consideran auténticos, y en ese sentido tiene pleno valor probatorio.

En efecto, el artículo 252 del código de procedimiento civil dice que:

(…)Se presumen auténticos los libros de comercio debidamente registrados y llevados en legal forma, el contenido y las firmas de pólizas de seguros y recibos de pago de sus primas, certificados, recibos, bonos y títulos de inversión en establecimientos de crédito y contratos de prenda con éstos, cartas de crédito, contratos de cuentas corrientes bancarias, extractos del movimiento de éstas y de cuentas con aquellos establecimientos, recibos de consignación y comprobantes de créditos, de débitos y de entrega de chequeras, emitidos por los mismos establecimientos, y los títulos de acciones en sociedades comerciales y bonos emitidos por estas, títulos valores, certificados y títulos de almacenes generales de depósito, y demás documentos privados a los cuales la ley otorgue tal presunción. (…)

La ley le ha dado valor probatorio a los extractos y certificaciones bancarias, así que para efectos tributarios serán suficientes para probar los pasivos y los intereses pagados.

Se debe tener claro, eso sí, que la entidad que expida los extractos o certificados, debe ser una entidad debidamente autorizada por la superintendencia financiera.

Respecto a los intereses, es importante tener en cuenta lo que contempla el artículo 117 del estatuto tributario que reglamente su deducción.

Prepare su declaración de renta online en 30 minutos sin errores. Hágalo en ImpuestoCorrecto.com

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.