¿Cómo se recupera la retención en la fuente que nos practican?

Por   06/11/2017

Constantemente recibimos inquietudes de nuestros lectores respecto a la posibilidad de recuperar la retención en la fuente que nos practican cuando vendemos un producto o cuando prestamos un servicio.

¿Existe alguna forma de recuperar ese dinero? Es la inquietud de muchos.

La realidad es que ese dinero no se recupera. El estado no lo devuelve.

Recordemos que la retención en la fuente por renta, es un cobro anticipado del impuesto de renta que todos debemos pagar, por tanto, lo único positivo cuando nos practican retención en a fuente, es que estamos pagando por adelantado ese impuesto, más no se trata de un ahorro que luego el estado nos reintegre con intereses.

Las personas que declaran renta descuentan del impuesto las retenciones que le practican. En ese sentido se recupera las retenciones practicadas, y si eventualmente las retenciones superan el impuesto que se debe pagar, se presenta un saldo a favor y en ese caso, el estado si devuelve lo que se cobró de más.

Las personas que no declaran renta, no podrán recuperar las retenciones, ya que esas retenciones se convierten en su impuesto según lo dice el artículo 6 del estatuto tributario:

Declaración voluntaria del impuesto sobre la renta. El impuesto sobre la renta y complementarios, a cargo de los contribuyentes no obligados a declarar, es el que resulte de sumar las retenciones en la fuente por todo concepto que deban aplicarse a los pagos o abonos en cuenta, según el caso, realizados al contribuyente durante el respectivo año o período gravable.

PARÁGRAFO. Las personas naturales residentes en el país a quienes les hayan practicado retenciones en la fuente y que de acuerdo con las disposiciones de este Estatuto no estén obligadas a presentar declaración del impuesto sobre la renta y complementarios, podrán presentarla. Dicha declaración produce efectos legales y se regirá por lo dispuesto en el Libro I de este Estatuto.

Esto nos deja claro que el dinero que nos retengan no lo volvemos a ver, a no ser que seamos declarantes de renta y las retenciones que nos practiquen resulten superiores al impuesto que debemos pagar, o que haciendo uso del parágrafo único de la norma transcrita el contribuyente opte por declarar voluntariamente  y así poder imputar las declaraciones que le hayan practicado.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.