Pasivo en contabilidad

En contabilidad, el pasivo representa las deudas, obligaciones y compromisos que la empresa tiene con terceros, como acreedores, proveedores, empleados, etc.

¿Qué es un pasivo?

Un pasivo es una deuda que la empresa tiene con terceros distintos a sus socios y accionistas, y representan una obligación que la empresa debe pagar en un futuro.

El pasivo es el mecanismo mediante el cual la empresa financia sus actividades, sus activos, y son recursos que la empresa debe devolver a quienes le han financiado.

El pasivo, contario al activo que genera beneficios, por regla general genera un costo financiero, o costo de financiación, que corresponde al rendimiento del capital que los terceros han invertido al financiar a la empresa, como un crédito bancario, o una venta a plazos, etc.

Tipos de pasivos.

El pasivo se clasifica en corriente y no corriente. El pasivo corriente es aquel que se debe devolver o pagar en un término inferior a un año. El pasivo no corriente es aquel que se debe devolver en un periodo superior a un año.

El pasivo también se puede clasificar con interno y externo. El pasivo interno es el que se tienen con empleados o socios, por ejemplo. El pasivo externo es el que se tiene con proveedores, entidades financieras, con el estado por concepto de impuestos.

Pasivos contingentes.

Lo pasivos contingentes son pasivos estimados que se proyectan para cubrir una posible contingencia futura.

Cuando la empresa ha determinado que existe una probabilidad razonable de que ocurra una contingencia futura, debe provisionar los recursos necesarios para cubrir esa contingencia en caso que se materialice y así no afectar la operatividad de la empresa, ya que, de no existir esa reserva o provisión, en caso de materializarse la contingencia la empresa estaría ante un imprevisto para el que podría no tener recursos suficientes para solventar.

Es el caso por ejemplo cuando hay una demanda judicial contra la empresa, donde no hay certeza sobre el sentido del fallo que en un futuro emita el juez. La empresa debe prever el peor de los escenarios y protegerse financieramente provisionando lo necesario para cubrir tal eventualidad.

Cuentas del pasivo en contabilidad.

Las cuentas que se utilizan para contabilizas los pasivos de la empresa dependen del tipo de pasivo, como acreedores, proveedores, hacienda pública, trabajadores, etc.

En el plan general de cuentas colombiano encontramos las siguientes cuentas para el pasivo:

21  Obligaciones financieras
22  Proveedores
23  Cuentas por pagar
24  Impuestos, gravámenes y tasas
25  Obligaciones laborales
26  Pasivos estimados y provisiones
27  Diferidos
28  Otros pasivos
29  Bonos y papeles comerciales

Cada país tiene su propio plan general de cuentas, aún si aplica los estándares internacionales de contabilidad, ya que el plan de cuentas no hace parte de tales estándares.

Recomendados.

Compártalo en Facebook Compártalo en Twitter Compártalo en Whatsapp

Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio. Al seguir navegando acepta su uso.