Patrimonio bruto vs Patrimonio líquido

Por 14 marzo, 2019

Constantemente nos encontramos con expresiones referentes a patrimonio líquido y patrimonio bruto. Veamos que significa cada uno de ellos.

Patrimonio bruto.

El patrimonio bruto es la totalidad de los bienes y derechos que están a nombre del contribuyente, de la persona o de la empresa.

Aquí no interesa si la persona debe la mitad de la casa o la debe toda, lo que importa es que figure a nombre de ella.

Contablemente el patrimonio bruto es el conjunto de bienes y derechos es lo que conocemos como activos.

Patrimonio líquido.

El patrimonio líquido es el resultado de depurar los activos restándole los pasivos.

Generalmente las personas o las empresas recurren al endeudamiento para adquirir sus propiedades, como el caso de la persona que compra una casa con un crédito bancario, donde parte de la casa se queda debiendo al banco.

Si bien la casa pertenece a la persona en tanto está a su nombre, y así figura en la escritura pública, debe parte de esa casa, por lo tanto, desde el punto de vista fiscal, solo la parte que no se debe es la que realmente pertenece al contribuyente, y es su patrimonio líquido.

En consecuencia, se denomina líquido porque es en realidad lo que la empresa posee, ya que los pasivos son obligaciones con terceros, y parte de los activos están respaldando esas deudas, lo que en un momento dado puede entenderse que parte de los activos pertenecen a esos terceros, puesto que están respaldando una obligación y en un momento dado pueden ser exigidos como pago.

Bien sabemos que los activos están financiados mediante capital propio o de terceros, y la financiación de terceros es la que corresponde al pasivo de la empresa.

El patrimonio líquido es el resultado de lo que conocemos como ecuación patrimonial, que nos dice que el patrimonio es igual al activo menos el pasivo.

Ecuación patrimonial

Gráficamente podemos representar el patrimonio líquido de la siguiente forma, donde se aprecia que el patrimonio bruto corresponde a los activos, y el patrimonio líquido es la parte que queda luego de separar los pasivos:

patrimonio-liquido

Patrimonio contable vs fiscal.

Dependiendo de las necesidades del usuario de la información, el patrimonio líquido y el patrimonio bruto, se determinan según las normas contables o fiscales.

Para efectos tributarios naturalmente es necesario tomar el patrimonio fiscal y los pasivos fiscales, que pueden diferir de sus pares contables.

El patrimonio líquido contable y fiscal difiere en algunos aspectos, debido principalmente a que la ley tributaria permite ciertos tratamientos especiales respecto de la depreciación y a algunos ajustes. Igualmente hay diferencia respecto a las valorizaciones puesto que éstas sólo tienen efecto contablemente más no fiscalmente.

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.

¿Preocupado por su pensión?