Retención en la fuente a uniones temporales

Hemos conocido de una situación muy particular de retención en la fuente a uniones temporales, en la que el porcentaje de participación en un negocio no es el mismo que el porcentaje de participación con que se ha constituido la unión temporal.

Es el caso de una unión temporal conformada por 5 personas jurídicas, en donde cada una tiene una participación del 20%, pero en uno de los contratos que desarrolla, solo participan 4 de los 5 miembros, con una participación del 25% cada uno.

Esta situación hace que las retenciones en la fuente practicadas a nombre de toda la unión temporal no coincidan con los ingresos que le corresponden a los 4 miembros que son los que obtienen los ingresos, debido a que el agente retenedor certifica a la totalidad de los miembros de la unión temporal, cuando solo parte de ella obtiene ingresos, por tanto, uno de los miembros de la unión temporal sin obtener ingresos tiene retenciones certificadas, en detrimento, claro está, de las retenciones reales que le corresponden a los restantes miembros de la unión temporal.

Pues bien, para tratar de dar solución a esta particular situación, podemos recurrir a lo siguiente:

El agente retenedor practica y certifica las retenciones en la fuente, de acuerdo a la información que la unión temporal le suministra, y la unión temporal puede suministrar una de dos informaciones. Primero, la participación de cada miembro en conformación de la unión temporal, que en la situación planteada es del 20%. Segundo, la participación de cada miembro de la unión temporal en el contrato, que en la situación aquí planteada es del 25% para los cuatro que participan del negocio.

La anterior opinión resulta de la interpretación de los decretos 836 de 1991 y 3050 de 1997, lo mismo que del concepto de la DIAN No. 044491 de mayo 11 del 2000.

El decreto 836 de 1991, en su artículo 33 señala:

Para efectos de la retención en la fuente, la entidad que efectúe los pagos o abonos en cuenta, efectuará la retención en la fuente a quien figure como beneficiario de los mismos. Cuando el beneficiario de los pagos o abonos en cuenta sea el consorcio, la retención se imputará a los consorciados, según la información que al respecto suministre el consorcio.

Lo anterior es claro al señalar que las retenciones en la fuente se harán de acuerdo a la información que la unión temporal suministre al agente retenedor, por lo que no hay inconveniente alguno en enviarle al agente retenedor la los datos de los beneficiarios y la participación real de acuerdo no a los estatutos, sino con la realidad económica y del contrato de la unión temporal [La realidad es que solo 4 de los 5 miembros de la unión temporal participan en la ejecución del contrato].

Adicionalmente el decreto 3050 de 1997, en su artículo 11 contempla:

Cuando la facturación la efectúe el consorcio o unión temporal bajo su propio NIT, ésta, además de señalar el porcentaje o valor del ingreso que corresponda a cada uno de los miembros del consorcio o unión temporal, indicará el nombre o razón social y el NIT de cada uno de ellos.(..)

En el evento previsto en el inciso anterior, quien efectúe el pago o abono en cuenta deberá practicar al consorcio o unión temporal la respectiva retención en la fuente a título de renta, y corresponderá a cada uno de sus miembros asumir la retención en la fuente a prorrata de su participación en el ingreso facturado. (…)

Este es precisamente el caso de la unión temporal, quien puede facturar a nombre propio, cumpliendo con la obligación de señalar en la factura el porcentaje o valor del ingreso de cada uno de los miembros de la unión temporal y que según lo ya anteriormente expuesto, se puede informar en las facturas únicamente las empresas o miembros beneficiarios de los ingresos originados en el contrato en desarrollo.

Por su parte el concepto No. 044491 de mayo 11 del 2000 de la DIAN afirma la aplicación que para estos casos se le puede dar al artículo 11 del decreto 3050 de 1997:

“En cuanto a la retención en la fuente, el mismo artículo 11 citado expresa que cuando la facturación la efectúe el consorcio o unión temporal bajo su propio NIT, esta además de señalar el porcentaje o valor del ingreso que corresponda a cada uno de los miembros del consorcio o unión temporal, indicara el NIT de cada uno de ellos y que quien efectúe los pagos o abonos en cuenta efectuara la retención a quien figure como beneficiario de los mismos y cuando el beneficiario sea el consorcio, la retención se imputara a los consorciados , según la información que al respecto suministre el consorcio.”

De acuerdo a lo anteriormente expuesto y al hecho que lo único que cambia es la distribución del ingreso y que la ley habla de beneficiario de ingresos, no existe inconveniente alguno en enviar información al agente retenedor para que se certifiquen las retenciones según la distribución real de los ingresos, mas no de acuerdo a la participación en la conformación de la unión temporal.

Prepare su declaración de renta online en 30 minutos sin errores. Hágalo en ImpuestoCorrecto.com

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.