Deducción de pagos por salud, gastos médicos y medicina prepagada

Un contribuyente que contrata empleados debe incurrir en pagos relacionados con la salud, como los mismos aportes a salud obligatorios, planes de medicina prepagada en favor del trabajador, y gastos médicos relacionados con salud ocupacional.

Deducción de los aportes obligatorios a salud.

salud-trabajadores

Los aportes obligatorios que el empleador debe realizar por sus trabajadores, hacen parte de los costos laborales, pues es una obligación que impone la ley, de manera que si el salario del trabajador es deducible, lo serán también la seguridad social que se pague sobre ese salario.

Aportes a seguridad social

Los gastos laborales incluyen todos los conceptos que por ley o contractualmente esté obligado a pagar el empleador.

Deducción de los gastos médicos por salud ocupacional.

Los gastos médicos en que incurra el contribuyente en programas de salud ocupacional o en los relativos a los exámenes de ingreso y egreso de los trabajadores, son deducibles del impuesto a la renta.

La administración de impuestos en no pocas veces rechaza como deducción los gastos médicos que se incurren en ocasión al desarrollo de programas de salud ocupacional dirigidos a los trabajadores de la empresa, o los gastos médicos en que se incurren en las evaluaciones médicas que se hacen a los aspirantes a vacantes ofrecidas por el trabajador incluso cuando estos no son contratados.

La sección cuarta del Consejo de estado ha dicho que estos pagos sí son deducibles del impuesto a la renta, y en sentencias como del 12 de marzo de 2009 expediente 18172 dijo:

«En materia de salud ocupacional y para efecto de establecer el estado de salud de los trabajadores al iniciar una labor, desempeñar un cargo o función determinada, es necesario en el desarrollo de la gestión para identificación y control del riesgo, practicar los exámenes médicos ocupacionales de ingreso, periódicos y de retiro, los cuales son a cargo y por cuenta del empleador, conforme al artículo 348 del Código Sustantivo de Trabajo, el literal b) del artículo 30 del Decreto 614 de 1984  y el numeral 1 del artículo 10 de la Resolución 1016 de 1989.

De lo anterior se colige que los empleadores deben asumir los costos de los exámenes médicos de ingreso y retiro de sus trabajadores, con el fin de garantizar la seguridad y salud de los mismos y adoptar las medidas de higiene y seguridad indispensables para la protección de la vida, la salud y la moralidad de los trabajadores a su servicio.»

De acuerdo con lo expuesto tales pagos tienen carácter obligatorio para todos los empleadores y, por lo tanto es procedente su deducción.

Requisitos para la procedencia de costos y deducciones en renta

Deducción por pago de medicina prepagada a los empleados.

Algunos empleadores en su plan de beneficios laborales para sus trabajadores, o por acuerdo convencional, pagan planes de medicina prepagada para los trabajadores y sus familias, pagos que son deducibles del impuesto a la renta.

Así lo recuerda la sección cuarta del Consejo de estado en sentencia 19416 del 13 de marzo de 2014 con ponencia de la magistrada Martha Teresa Briceño:

«La Sala ha sostenido que el servicio de medicina prepagada es una forma de remuneración para los trabajadores, que son parte fundamental en la consecución de los ingresos de la entidad, la cual debe velar por sus condiciones de salud, necesarias para que la empresa consiga su objeto social enderezado a generar renta. En otras palabras, este tipo de gastos guarda estrecha relación con la actividad generadora de renta de la empresa y resultan necesarios para este propósito.

De otra parte, ha señalado que “el carácter laboral del gasto, permite igualmente afirmar que existe un nexo causal frente a la actividad productora de renta, puesto que la fuerza laboral constituye, sin duda, un elemento indispensable en la producción de la renta, y por la misma razón, resulta necesario el gasto, para la obtención efectiva del ingreso, en cuanto incide de manera directa en la productividad de la empresa”.

Lo anterior permite reiterar que los pagos que por concepto de servicios de salud y por medicina prepagada efectúa el empleador para sus trabajadores, constituyen gasto de naturaleza laboral, susceptible de ser considerado como deducción a la luz del artículo 107 del E.T., pues, como se indicó, cumplen con los presupuestos legales para su deducibilidad.»

Es un criterio que ha sostenido históricamente el Consejo de estado, por lo que hoy en día la Dian no debería rechazar estos pagos.

Deducción de los pagos por medicina prepagada en personas naturales.

En el caso del impuesto a la renta de las personas naturales, cuando estas pagan planes de medicina prepagada pueden deducirlo del impuesto a la renta pues así lo permite el artículo 387 del estatuto tributario.

«Los pagos efectuados por contratos de prestación de servicios a empresas de medicina prepagada vigiladas por la Superintendencia Nacional de Salud, que impliquen protección al trabajador, su cónyuge, sus hijos y/o dependientes.»

Se pueden deducir los pagos por planes de medicina prepagada en beneficio del propio contribuyente, de su cónyuge, de sus hijos, y en general de en beneficio de sus dependientes.

Estas deducciones especiales están limitadas por el sistema cedular, y se aplican los mismos criterios respecto a la deducción por dependientes, es decir, respecto a los mismos beneficiarios.

Deducción por dependientes en renta

La deducción por medicina prepagada sólo la pueden declarar quienes obtengan rentas de trabajo hasta un límite individual equivalente a 16 Uvt mensuales, y limitadas al 40% del y a 5.040 Uvt, en conjunto con las otras deducciones especiales, respecto al a cédula general.

Recomendados.

Compártalo en Facebook Compártalo en Twitter
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y enviaremos a su correo nuestra información mas reciente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.