Impugnación de actos y decisiones de asambleas y junta de socios

Toda decisión que tome una asamblea, junta directiva, junta de socios e incluso la asamblea de copropietarios de la propiedad horizontal, puede ser objeto de impugnación ante un juez civil por quienes se encuentren legitimados.

Término de impugnación de actos y decisiones.

impugnar-asamblea

El término para impugnar las actas o decisiones de cualquier cuerpo colegiado de derecho privado, lo encontramos en el inciso primero del artículo 382 del código general del proceso:

«La demanda de impugnación de actos o decisiones de asambleas, juntas directivas, juntas de socios o de cualquier otro órgano directivo de personas jurídicas de derecho privado, solo podrá proponerse, so pena de caducidad, dentro de los dos (2) meses siguientes a la fecha del acto respectivo y deberá dirigirse contra la entidad. Si se tratare de acuerdos o actos sujetos a registro, el término se contará desde la fecha de la inscripción.»

Se entiende que el plazo de dos meses es calendario, y transcurrido ese tiempo caduca la acción legal que permite la impugnación.

Suspensión provisional del acto impugnado.

En la demanda de impugnación el interesado podrá solicitar la suspensión de los efectos que produce la decisión demandada en los términos del mismo artículo:

«En la demanda podrá pedirse la suspensión provisional de los efectos del acto impugnado por violación de las disposiciones invocadas por el solicitante, cuando tal violación surja del análisis del acto demandado, su confrontación con las normas, el reglamento o los estatutos respectivos invocados como violados, o del estudio de las pruebas allegadas con la solicitud. El demandante prestará caución en la cuantía que el juez señale.»

Quien pretende la suspensión provisional de tales actos tendrá que justificar ante el juez la necesidad de tal suspensión, siendo el juez autónomo para decidir al respecto.

Legitimados para impugnar las decisiones de la asamblea.

Los legitimados para impugnar o demandar un acto o decisión de una asamblea son por lo general los socios, los administradores y el revisor fiscal cuando lo haya.

Señala el código de comercio en el artículo 191 en su primer inciso:

«Los administradores, los revisores fiscales y los socios ausentes o disidentes podrán impugnar las decisiones de la asamblea o de la junta de socios cuando no se ajusten a las prescripciones legales o a los estatutos.»

El mismo artículo contempla el término para impugnar y es el mismo término que señala el código general del proceso.

Causales por las que se puede impugnar una decisión de la asamblea.

Generalmente las causales por las que se pueden impugnar las decisiones de una asamblea o junta de socios, se deben a que son contrarios a la ley o al reglamento.

No se puede impugnar una decisión simplemente por no estar de acuerdo con ella, o por ser inconveniente financiera o administrativamente, sino porque se cree nula o ineficaz en razón a la inobservancia de lo establecido en la ley o el reglamento que gobierna la organización privada.

Recomendados.

Compártalo en Facebook Compártalo en Twitter
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y enviaremos a su correo nuestra información mas reciente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.