Costos y deducciones en renta de las personas naturales

Las personas naturales pueden declarar una serie de costos y deducciones, dependiendo de la cédula tributaria.

Deducciones en la renta de personas naturales.

deducciones-personas-naturales

Cuando hablamos de deducciones en el impuesto a la renta de las personas naturales, no hablamos de gastos como se habla en la renta de las personas jurídicas, como puede ser el arrendamiento, servicios, públicos, etc.

En el caso de las personas naturales, cuando la norma habla de deducciones está hablando de las deducciones especiales a las que tienen derecho en virtud de disposiciones como el artículo 383 del estatuto tributario.

Las deducciones dependen de cada cédula, y están contenidas en el artículo 1.2.1.20.3 del decreto 1625 del 2016, que las señala de forma expresa.

Impuesto a la renta en las personas naturales

Deducciones en rentas de trabajo.

La norma previamente señalada dispone respecto a las deducciones imputables a las rentas de trabajo:

  • Son las establecidas en el inciso 6 del artículo 126-1 y el artículo 387 del Estatuto Tributario.
  • La deducción por dependientes a que se refiere el artículo 387 del Estatuto Tributario sólo es aplicable a los ingresos provenientes de rentas de trabajo.
  • El Gravamen a los Movimientos Financieros (GMF) será deducible de conformidad con lo previsto en el inciso 2 del artículo 115 del Estatuto Tributario o la norma que lo modifique, adicione o sustituya.

Resumiendo, se tiene que las personas naturales pueden deducir los siguientes conceptos en la cédula rentas de trabajo:

  1. Intereses por préstamos de vivienda.
  2. Los pagos por salud (medicina prepagada, seguros privados de salud)
  3. Deducción por concepto de dependientes.
  4. 4 x 1000.

En cuanto a la deducción por dependientes, esta aplica únicamente frente a los ingresos laborales,  más no para otro tipo de rentas de trabajo como en el caso de trabajadores independientes.

Deducciones en las rentas de capital.

Respecto a las deducciones que se pueden imputar a las rentas de capital señala la norma:

«Corresponden al Gravamen a los Movimientos Financieros (GMF) de conformidad con lo previsto en el inciso 2 del artículo 115 del Estatuto Tributario o la norma que lo modifique, adicione o sustituya, los intereses a que se refiere el artículo 119 del Estatuto Tributario y los aportes de que trata el inciso 6 del artículo 126-1 del Estatuto Tributario.»

Es decir, las siguientes:

  1. Intereses por préstamos de vivienda.
  2. Los pagos por salud (medicina prepagada, seguros privados de salud)
  3. 4 x 1000.

Deducciones en las rentas no laborales.

Las deducciones imputables a las rentas laborales son las mismas que en las rentas de capital:

«El Gravamen a los Movimientos Financieros (GMF) de conformidad con el inciso 2 del artículo 115 del Estatuto Tributario o la norma que lo modifique, adicione o sustituya, los intereses a que se refiere el artículo 119 del Estatuto Tributario y los aportes de que trata el inciso 6 del artículo 126-1 del Estatuto Tributario.»

Se precisa que si el contribuyente tiene más de una cédula no puede imputar estas deducciones a más de una cédula.

Las cédulas de pensiones, y dividendos y participaciones no aceptan ninguna de las deducciones anteriormente señaladas.

Límites a las deducciones en la renta de las personas naturales.

Las deducciones anteriormente relacionadas están sujetas a un límite máximo que es aceptado por la norma.

Esta limitación la encontramos en el artículo 1.2.1.20.4 del decreto 1625 de 2016, que en su inciso segundo dispone:

«Las rentas exentas y deducciones aplicables a la cédula general, no podrán exceder el cuarenta por ciento (40%) o las cinco mil cuarenta (5.040) Unidades de Valor Tributario -UVT. El porcentaje aquí mencionado se aplicará sobre la base que se obtiene de detraer a los ingresos por concepto de rentas de trabajo, de capital y no laborales los ingresos no constitutivos de renta, imputables a cada uno.»

Es decir que la sumatoria de las deducciones especiales y más las rentas exentas no pueden exceder de 5.040 uvt, y en todo caso no pueden representar más del 40% de los ingresos de la cédula general.

Rentas exentas en las personas naturales

Como se observa se deben cumplir los dos límites, donde los 5.040 Uvt no pueden superar el 40% de la cédula, ni el 40% de la cédula puede exceder de 5.040 Uvt.

Además, cada una de las deducciones y rentas exentas deben cumplir el límite individual que la ley considera para cada una.

La limitación general de 5.040 Uvt y del 40% no se aplica a los siguientes conceptos:

«Los límites antes mencionados no aplicarán a las rentas exentas establecidas en los numerales 6, 8 y 9 del artículo 206 del Estatuto Tributario, ni a la prima especial, ni a la prima de costo de vida de que trata el artículo 206-1 del Estatuto Tributario, ni tampoco a las derivadas de la prestación de servicios hoteleros de que tratan los numerales 3 y 4 del artículo 207-2 del Estatuto Tributario.»

Pero esta exclusión del límite aplica únicamente frente a las rentas exentas más no a las deducciones, que siguen limitadas conforme lo aquí expuesto.

Por último, se debe tener presente lo señalado por el último inciso del artículo 336 del estatuto tributario:

«En estos mismos términos también se podrán restar los costos y los gastos asociados a rentas de trabajo provenientes de honorarios o compensaciones por servicios personales, en desarrollo de una actividad profesional independiente. Los contribuyentes a los que les resulte aplicable el parágrafo 5 del artículo 206 del Estatuto Tributario deberán optar entre restar los costos y gastos procedentes o la renta exenta prevista en el numeral 10 del mismo artículo.»

Y el parágrafo 5 del artículo 206 del estatuto tributario señala:

«La exención prevista en el numeral 10 también procede en relación con los honorarios percibidos por personas naturales que presten servicios y que contraten o vinculen por un término inferior a noventa (90) días continuos o discontinuos menos de dos (2) trabajadores o contratistas asociados a la actividad.»

Quien perciba honorarios y pueda optar por la renta exenta del 25% contenida en el numeral 10 del artículo 206 del estatuto tributario, no podrá declarar la renta exenta y las deducciones especiales aquí expuestas, debiendo elegir una de las dos.

Renta exenta del 25% en ingresos laborales

El que ofrezca un mayor beneficio o una menor dificultad es por la que se debe decantar el contribuyente, teniendo en cuenta que los dos conceptos la renta exenta está limitada pero los costos y gastos no.

Costos y gastos en renta de las personas naturales.

Las personas naturales que incurran en costos y gastos para generar sus ingresos, como el pago de arrendamientos, servicios públicos, pago de empleados, compra de mercancías y materias primas, pueden deducirlas del impuesto a la renta sin limitaciones, aplicando las reglas generales para los costos y deducciones.

El artículo 1.2.1.20.5 del decreto 1625 del 2016 señala las siguientes pautas al respecto:

  • Las personas naturales y sucesiones ilíquidas que tengan ingresos provenientes de rentas de capital y/o rentas no laborales, correspondientes a la cédula general, únicamente podrán detraer los costos y gastos de conformidad con lo previsto en el artículo 336 del Estatuto Tributario.
  • Los contribuyentes que perciban ingresos considerados como rentas de trabajo derivados de una fuente diferente a la relación laboral o legal y reglamentaria podrán detraer los costos y gastos que tengan relación con la actividad productora de renta en los términos previstos en el Estatuto Tributario.
  • Los costos y gastos que se pueden detraer corresponden a todas aquellas erogaciones en que se incurra para la obtención del ingreso y que cumplen todos los requisitos y limitaciones para su procedencia de conformidad con lo establecido en el Estatuto Tributario.
  • Para los ingresos correspondientes a rentas de trabajo de la cédula general con excepción de lo previsto en el inciso 2 de este artículo, las cédulas de pensiones y dividendos y participaciones, no proceden los costos y gastos, de conformidad con lo previsto en los artículos 336, 337 y 343 del Estatuto Tributario.
  • Cuando los costos y gastos procedentes correspondientes a rentas de capital o no laborales declarados en la cédula general de la declaración del impuesto sobre la renta y complementarios sean superiores a los ingresos declarados por concepto de rentas de capital o no laborales y no haya ingresos por concepto de otras rentas, habrá lugar a la pérdida fiscal.
  • En caso contrario, estos costos y gastos al momento de ser declarados, no podrán superar el valor resultante de restar a los ingresos de las rentas de capital o no laborales, los ingresos no constitutivos de renta. El valor que exceda deberá estar registrado en la contabilidad y/o el control de detalle de que trata el artículo 772-1 del Estatuto Tributario para que proceda la compensación de la pérdida fiscal contra la renta que dio su origen, en los períodos gravables posteriores en los términos del artículo 147 del Estatuto Tributario.

Los costos y deducciones sólo se pueden proceden en las siguientes rentas:

  1. De capital
  2. No laborales.
  3. De trabajo para independientes.

En las rentas de trabajo para asalariados, pensiones y dividendos no se pueden imputar costos y gastos, porque se supone que no existen.

Estas deducciones den cumplir con los requisitos generales de las deducciones, tema abordado en el siguiente artículo:

Requisitos para la procedencia de costos y deducciones en renta

Los costos y gastos deben estar debidamente soportados con las facturas correspondientes, o con los documentos equivalentes, hoy conocidos como documento soporte.

Debido a que algunas cédulas no permiten costos y deducciones el contribuyente tendrá que llevar un registro y control efectivo a fin de poder demostrar que uno costo o gasto declarado sí pertenece a una de las cédulas en las que proceden.

Recomendados.

Compártalo en Facebook Compártalo en Twitter
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y enviaremos a su correo nuestra información mas reciente.


Déjenos su opinión

Una opinión
  1. MARIA Dice:

    BUENAS TARDES: TENGO UNA PREGUNTA, SI UNA PERSONA ES ASALARIADA NO PODRIA DESCONTAR O DEDUCIR EL PAGO QUE HACE AL COLEGIO DE SUS HIJOS, LOS SERVICIOS PUBLICOS DE SU CASA, ARRIENDO DE DONDE VIVE??? AL FIN Y AL CABO DE SUS INGRESOS COMO ASALARIADO GASTA EN ESTAS COSAS QUE SON DIRECTAMENTE RELACIONADAS CON SU INGRESO.

    AGRADEZCO SI ME PUEDEN ACLARAR ESTO.

    GRACIAS.

    Responder
En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.